PREVENCIÓN DE HONGOS

RECUERDA: A LOS HONGOS LES ENCANTAN LOS MEDIOS MAL VENTILADOS, CON ALTA HUMEDAD Y TEMPERATURAS A PARTIR DE LOS 21ºC

También la materia en descomposición y las heridas abiertas en las plantas.

Procura que tu cultivo de interior para cannabis se encuentre lo suficientemente ventilado. Para ello puedes utilizar sistemas de extracción, así conseguirás mantener la humedad al 50% que es lo correcto. También puedes emplear deshumificadores, baratos, aunque consumen más electricidad, y tendrás periódicamente que vaciar el agua condensada del colector.

Mantén tu zona de cultivo bien ordenada y no acumules, ya que a los hongos les encantan los escondites.

Si en tu cultivo de cannabis hay plantas contaminadas los suyo es que se encuentren aisladas y las manipules por separado. Recuerda lavarte las manos después de haberlas manipulado.

Para un buen control y prevención: ventilación adecuada, 50% de humedad, limpieza y orden, sin llegar a acumular cosas innecesarias, para esto te vendrá bien ser minimalista.

Si estas pensando en dar comienzo a un nuevo cultivo y el lugar en donde se va a situar ha sido contaminado de algún hongo anteriormente, es bueno que des una mano de pintura fungicida, limpia antes las paredes con lejía, y también el entorno, suelos y demás…

Si tu cultivo va a estar situado en exterior y has tenido problemas severos con hongos en el pasado, antes de implantar tu nuevo cultivo de cannabis, no dudes en rociar el entorno, tu jardín o huerto con un fungicida apropiado, piensa que en exterior la cosa es más seria.